Monday, January 09, 2012

DIARIO 5 DE ENERO DE 1856




Diario 5 de Enero de 1856

La fina nieve que viene del norte y se aloja en mi abrigo está hecha de bellas estrellas de cristal, no con radios algodonosos y rellenos, como el 13 de Diciembre, sino con finos y parcialmente transparentes cristales. Tienen cerca de una décima de pulgada de diámetro, perfectas ruedas pequeñas con seis radios y sin cubierta, o más bien seis perfectos y pequeños extremos foliares, como de helecho, con una distinta nervadura central recta y fina, que irradian del centro. En cada lado de cada nervadura hay una fina y transparente superficie con un extremo redondeado, así (dibujo). ¡Qué lleno de genio creativo es el aire en el cual estas figuras son formadas!. A duras penas lo admiraría más si estrellas reales cayeran y se alojaran en mi abrigo. La naturaleza está llena de genio, llena de divinidad, de forma que ni siquiera un copo de nieve escapa a su mano.

HDT

(Traducción Guillermo Ruiz)

El conjunto formado por la escasa nieve adherida a los brotes de la cima me recuerda a un coral que es movido por la luz en vez de por el agua.Un mar de nieve de coral.

Fotografía: Cebollera 25-12-2011, Mar de nieve de coral

Labels: ,

0 Comments:

Post a Comment

<< Home

Suscribir con Bloglines Creative Commons License
Esta

Subscribe to
Posts [Atom]

Wikio – Top Blogs